Claves para cuidar de una piel sensible

Como todas sabemos, la piel del tipo sensible necesita de cuidados especiales para mantenerse saludables. Como su nombre lo dice, se irrita con facilidad y es muy importante mantenerla hidratada. Por eso, hoy te contamos cuáles son los cuidados básicos que no pueden faltarlos, ¡presta mucha atención! Primero que nada, debemos tener en cuenta que hay dos tipos de piel sensible. Por un lado están las personas que tienen piel sensible de nacimiento por lo general quienes tienen el cutis claro. Estas personas reaccionan mal a cualquier cambio de temperatura y a las comidas picantes. Por otro, están quienes la tienen de esta forma por culpa de agentes externos como pueden ser tratamientos cosméticos inadecuados, peelings (sean láser o químicos) o cualquier tipo de intervención estética.Sea cual sea la razón es importante que tengas muy en cuenta los siguientes cuidados:
– Nunca utilices productos demasiado agresivos para limpiarla, es importante elegir siempre aquellos que respetan el equilibrio natural de la piel, sin alterarla y eliminando todo rastro de suciedad y de maquillaje de forma suave.
– Es conveniente evitar los alimentos muy picantes, el alcohol y el tabaco. Además, recuerda hidratar a tu piel si acostumbras estar en ambientes demasiado secos.- Mucho cuidado con cremas que contienen retinol o cualquier otro tipo de sustancia exfoliante, ya que pueden irritar el cutis, utiliza productos siempre hipoalergénicos.
– También debemos tener cuidado con los tratamientos ansiedad ya que algunos son muy agresivos. Además, recuerda mimar a tu piel, Si tienes en cuenta estos puntos podrás evitar agravar aún más la sensibilidad de tu piel.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *